Uno puedo equivocarse con la mejor intención del mundo.